¿Se podrá recuperar nuestro mar de este daño ecológico?

¿Se podrá recuperar nuestro mar de este daño ecológico?

Clínica Veterinaria Pancho Cavero

• Más de 6000 barriles de petróleo contaminan nuestro mar y matan la fauna y la flora del lugar.
• Más de 1 millón 739 mil metros cuadrados de playas afectadas


Un desastre ecológico sin precedentes en el Perú ocurrido este 15 de enero viene dando mucho que hablar por la falta de transparencia y poca voluntad de solucionar el problema por parte de las autoridades estatales y la empresa privada
Según el último reporte del Organismo de Evaluación y Fiscalización Ambiental – OEFA, la zona afectada por el derrame de petróleo es de más de 1 millón 739 mil metros cuadrados.

Si bien el ente regulador indicó que la Refinería La Pampilla había reportado un vaciado de 0,16 barriles de hidrocarburo, unos 25 litros, en un espacio de apenas 2,5 metros cuadrados, la presidente de OEFA declaró que: "Esto no encaja con el impacto ocasionado en las playas de Ventanilla".

La Refinería La Pampilla informó el domingo que se había producido un "derrame limitado" en las costas limeñas, y que en el momento de la fuga se activaron sus protocolos de seguridad y se logró contener "el incidente" el mismo día.

Sin embargo, “se estima que ha habido un derrame de 6000 barriles de petróleo”, señaló en su momento el ministro del Ambiente, Rubén Ramírez, luego de hacer un sobrevuelo por las zonas afectadas y tras reunirse con directivos de la empresa Repsol.

En una entrevista con un medio local la representante de Repsol, Tina Van Den Wall Bake, afirmó que la empresa no tiene ninguna responsabilidad en este desastre. Sugiriendo que, es la Marina de Guerra uno de los responsables por no haberles avisado a tiempo de la condición del mar mientras ellos hacían la descarga del combustible.

No obstante, hace un tiempo la empresa publico en su página web una nota de prensa con este título: Refinería La Pampilla recibe la monoboya que se instalará en el primer terminal marítimo de su tipo en el país, el proyecto les significó, según ellos, una inversión de 109 millones de dólares e iniciaría sus operaciones en el primer semestre del 2019.

Según la misma nota, “el terminal portuario monoboya es el primero de su género en el Perú, permitirá realizar operaciones portuarias de crudo y combustibles líquidos, inclusive en condiciones climatológicas adversas debido a oleaje anómalo. Está diseñado para operar con olas de hasta 3.5 metros de altura y podrá atender buques tanques de hasta 120,000 toneladas y 14.30 metros de calado”.

La mayoría de los ecosistemas marinos expuestos a grandes cantidades de petróleo crudo requieren unos tres años para su recuperación. Sin embargo, los ecosistemas marinos contaminados por petróleo refinado, en especial en los estuarios, requieren de 10 años o más para su recuperación.

La estimación del Organismo de Evaluación y Fiscalización Ambiental (OEFA) no considera los daños registrados en los distritos de Santa Rosa y Ancón. En esta última jurisdicción se ha identificado la afectación de la Reserva Nacional Sistema de Islas, Islotes y Puntas Guaneras–Islotes de Pescadores y en la Zona Reservada Ancón.

Además, se han reportado decenas de aves y especies marinas muertas. El Servicio Nacional Forestal (Serfor) viene realizando una loable labor casi en solitario al rescatar y trasladar a los animales hacía el zoológico del Parque de las Leyendas donde se ha habilitado un área para su recuperación.


El alcalde de Ventanilla, Pedro Spadaro, consideró que este “Es un terrible atentado contra el ecosistema”, y denunció la inacción de la empresa responsable. “Se ha expuesto a más de 10 mil bañistas, porque nadie avisó a la municipalidad”, dijo. Asimismo, consideró una burla que solo 15 trabajadores de dicha refinería hayan acudido a limpiar la zona afectada.
Por su parte, la municipalidad de Ancón informó el cierre de sus playas, por considerarlas no aptas para el público debido a la severa contaminación sufrida.

Por su parte Osinergmin ordenó la paralización de las actividades en el terminal número 2 de la refinería La Pampilla
Lamentablemente el Perú no está preparado para lidiar con este tipo de desastre. No contamos con la maquinaria ni los especialistas necesarios. La limpieza de los derrames de petróleo puede tomar desde días hasta años, dependiendo de la cantidad y del tipo de hidrocarburo.

El conocido científico peruano Marino Morikawa hace poco presentó un simulacro con el sistema anfibio de un derrame de petróleo, instalando diversos accesorios y sistemas nanotecnológicos dependiendo del grado contaminante o lugar afectado con un resultado favorable al 98%.
Sin embargo, aún sigue tocando las puertas de Estado para obtener la financiación para desarrollar su proyecto, que en este momento podría estar limpiando nuestro litoral.

“Para el desastre que se ha ocasionado a nuestro ambiente SÍ es reparable lo único irreparable es la mortandad generada por esta gran irresponsabilidad. Nunca se olviden que todo hábitat natural sí se puede recuperar”, nos dijo Morikawa.

Cuando ocurre un derrame de petróleo inmediatamente se forma una película sobre la superficie marina que impide que la luz llegue al agua. Las primeras especies afectadas son las algas, pues necesitan luz para poder realizar la fotosíntesis. Si la luz no llega, comienzan a morir.

A corto plazo ocurre una contaminación aguda que determina, en el peor de los escenarios, la muerte de muchos organismos debido a la alta toxicidad de los compuestos químicos del crudo. A largo plazo, el derrame generado daña el sistema reproductivo y de alimentación de todos los organismos del ecosistema marino y se produce la reducción de las especies.
La reducción de las especies, sea por muerte o por migración en búsqueda de mejores condiciones marinas para la existencia y la reproducción, afecta el trabajo de cientos de pescadores artesanales dedicados a la pesca de ribera o a la pinta.

La mayoría de los ecosistemas marinos expuestos a grandes cantidades de petróleo crudo requieren unos tres años para su recuperación. Sin embargo, los ecosistemas marinos contaminados por petróleo refinado, en especial en los estuarios, requieren de 10 años o más para su recuperación.


Cuando la contaminación toca la costa es muy difícil de extraer. A veces conviene retirar una capa, sabiendo igual que vas a generar un impacto negativo. Pero en algunos casos, como sucedió con el Exxon Valdez, donde se limpió casi cada piedra con chorros de agua caliente y a veces con detergente, la limpieza causa más daño que el derrame.

Porque no sólo retiras el vertido, sino también arena y organismos fundamentales para el ecosistema. Dejas el terreno como un desierto.


La justicia, esperemos, sancionará fuertemente a los responsables, pero en este momento se requiere acción inmediata de parte de todos los componentes del Estado para solucionar este desastre, que empezó en Ventanilla y cada hora avanza más hacía el norte.

Es bienvenida la presencia de los innumerables voluntarios, que tienen todas las ganas de ayudar, pero no tienen los conocimientos necesarios para hacerlo. El Perú necesita profesionales y técnicos multidisciplinarios que sean los guías de esta gente que ha dejado sus intereses personales por el bien de nuestro país.

Otro problema, que muy pocos han tocado, es la paralización total de los pescadores de esta zona y con ello la actividad económica que ellos generan, así como los negocios que viven de los bañistas que acuden en esta temporada a las playas.

¿Cómo se recuperan estas personas de esta situación, que afecta sus ingresos y modo de vida? El Estado debe tomar acciones también en este sentido.

Lamentablemente, aún falta mucho para que esta situación, que compromete nuestro litoral, se solucione. Sólo esperamos que no sea tarde para la fauna y la flora, que tal vez nunca se recupere si no se toman las acciones necesarias sin interés políticos y económicos.

Bravecto 12 Semanas
Ver esta publicación en Instagram

Una publicación compartida de RipleyPets Perú (@ripleypetsperu)

Siguenos en Facebook

Liga Mascotera Evento Mishkat Veterinario Literalmente en Casa

INSCRIBETE PARA RECIBIR INFORMACIÓN

Usamos cookies y tecnologías similares para conocer el uso que hace de nuestro sitio web y para crear experiencias más valiosas para usted. Para obtener más información, consulte nuestra Política de cookies.